El enfoque de la terapia familiar consiste en intervenir en los problemas, no a través de un individuo, sino teniendo en cuenta cómo afecta este problema a toda la unidad familiar y a cada uno de sus miembros. Se interviene sobre las relaciones.

Es un tipo de terapia psicológica hecha para ayudar a los miembros de la familia a fomentar o mejorar la comunicación y resolver los conflictos.

Ayuda a mejorar las relaciones problemáticas con su pareja, hijos u otros miembros de la familia.

Durante las sesiones, se evalúa la capacidad de su familia para resolver problemas y expresar pensamientos y emociones.

Se exploran los roles familiares, las normas y pautas de comportamiento con el fin de identificar los problemas que contribuyen al conflicto.

La terapia familiar puede ayudar a identificar las fortalezas de su familia así como las dificultades.

Problemas que tratan nuestros psicólogos

ORIENTACIÓN EN LA CRIANZA Y DESARROLLO DE LOS HIJOS

PROBLEMA  DE CONDUCTA DE LOS HIJOS

PROBLEMAS DE COMUNICACIÓN Y/O CONVIVENCIA

MEDICIÓN Y ASESORAMIENTO FAMILIAR 

ACOMPAÑAMIENTO DEL DUELO TRAS SEPARACIÓN O DIVORCIO

PROBLEMAS INHERENTES A LOS CICLOS VITALES Y CAMBIOS DE ROL 

CONFLICTOS ENTRE ALGUNOS MIEMBROS DE LA FAMILIA

ENFERMEDADES 

VIOLENCIA FAMILIAR 

Si tiene cualquier duda consulte con nosotros